La uña encarnada: Sintomas, causas y su tratamiento

¿Qué es una Uña Encarnada?:

La uña encarnada se produce cuando los lados o bordes de la uña del pie se meten en la piel, causando dolor, hinchazón y enrojecimiento. La uña se introduce en los pliegues ungueales laterales, provocando una reacción de cuerpo extraño.

Podologos Alicante | Uña encarnada Causas Sintomas y Remedio

La uña encarnada es una afección muy común que puede llegar a ser muy dolorosa.

Es conveniente acudir al podólogo ante los primeros síntomas de dolor, para quitar la espícula cuanto antes. Ya que, si dejamos que vaya a más, puede acabar complicándose con una infección de peores consecuencias, produciéndose un cuadro muy doloroso.

¿Qué ocasiona una Uña Encarnada? :

De nuestra experiencia en nuestra clinica podologica en Alicante, observamos que:

  • El uso de un calzado inadecuado:
    • Principalmente llevar al pie un calzado demasiado estrecho o acabado en punta (ya que comprimimos las uñas del pie).
    • Calzar nuestros pies con un calzado demasiado corto (será la causa que golpee directamente en las uñas de nuestros pies).
    • Utilizar un calzado demasiado largo hace que el pie vaya “bailando” dentro del zapato, produciendo microtraumatismos de repetición en la uña que pueden provocar que se claven o que aparezca un hematoma subungueal, quedando de color negra durante varios meses.
  • Cortarse las uñas de los pies de forma inadecuada: provoca que sea una causa para aumentar el riesgo de que aparezca la uña encarnada al cortar los bordes de la uña en forma redondeada y demasiado cortas. Lo aconsejable es cortar las uñas más bien rectas, dejando visible las esquinas de la uña para que no se claven en la piel. También pueden clavarse en el dedo del pie, trozos de uña rota que no se cortó bien.

  • Malformaciones de las uñas de carácter hereditario (uñas en forma de teja o uñas demasiado curvas, etc..)

Síntomas de la uña encarnada:

Cuando tratamos a nuestros pacientes tanto en nuestra clínica de Alicante o fuera de ella, encontramos los siguientes síntomas:

  • Notar dolor en un dedo del pie al tocar el borde de la uña o al caminar.
  • Apreciar dolor, enrojecimiento e inflamación (engrosamiento de la carne en el borde del dedo del pie donde se clava).
  • Si se produce una sobreinfección de la zona del dedo del pie, puede aparecer un absceso. Si esta infección avanza, cronificándose ,puede aparecer un granuloma pyogenico (la carne en esa zona del dedo del pie, aparece de color rojo ).

Tratamiento de la uña encarnada:

Siempre el tratamiento de la uña encarnada debería realizarlo el podólogo, que es el profesional especializado en las afecciones y deformidades del pie. En primer lugar, se desinfecta la zona del dedo del pie y se procede a desencarnar la uña del pie con alicates especiales de uña encarnada y/o bisturí. Después, se hace una cura aplicando antibiótico tópico y vendaje tubular. En algunos casos, puede hacerse necesario el uso de antibióticos por vía oral, antes y/o después de acudir a consulta del podologo.

Cuando la uña del pie vuelva a crecer, se realizará el corte correcto para evitar recidivas.
Cuando el problema de uña encarnada es muy leve y se encuentra en el inicio, es aconsejable poner el pie a remojo en agua tibia con un puñado de sal (sal común que se emplea en cocina), durante unos 20 minutos. Posteriormente, introducir debajo del dedo del pie afectado, un trozo minúsculo de algodón mojado en alcohol, para que la uña empuje hacia arriba y no termine clavándose.
PREVENCIÓN: Evitar cortar los bordes laterales de la uña del pie y usar calzado amplio.
CIRUGÍA: Cuando el tratamiento conservador ha fracasado. El tratamiento quirúrgico sólo está indicado si existen recidivas frecuentes o grandes infecciones asociadas o dolor que no cede tras un tratamiento podológico convencional.